Guiones para tí­teres: El Prí­ncipe Burrisapo


Os presentamos el cuento “El Prí­ncipe Burrisapo”, una sencilla historia de prí­ncipes y brujas que nos habla de valores importantes: la valentí­a y la perseverancia, el tesón para conseguir lo que uno desea.
Recomendado para niños a partir de tres años.

El Prí­ncipe Burrisapo
Autores: Isabel Tapiador y José Luis Garcí­a

(Vemos al rey sentado en su trono, en el centro de la escena, tras unos segundos:)
REY.-
Esto de reinar es cansadí­simo, no paro.
(Entra por un extremo la princesa, es una jovenzuela con mucha energí­a)
PRINCESA.-
-¡Papi, papi! -¿Tú eres el rey?
REY.-
Pues claro hija, -¿no ves que no paro de reinar?
PRINCESA.-
(Le mira)
-¡Vale!
(Sale)
REY.-
(En su trono)
Es increí­ble, no paro en todo el dí­a.
(Entra la princesa)
PRINCESA.-
-¡Papi, papi! Si tú eres el rey y yo soy tu hija…
REY.-
-¿Siiií?
PRINCESA.-
-¡Entonces yo soy una princesa!
REY.-
Pues claro hija, -¿no ves qué coronita tan graciosa llevas?
PRINCESA.-
-¡Vale!
(Sale)
REY.-
(En su trono)
Lo mismo hago una pausa real para mover un poco las piernas.
(Justo cuando va a levantarse entra la princesa)
PRINCESA.-
-¡Papi, papi! Estoy leyendo todos, todos los cuentos de hadas y en todos, todos los cuentos la princesa tiene un prí­ncipe.
REY.-
Como debe ser, hijita.
PRINCESA.-
-¿Y mi prí­ncipe dónde está?
REY.-
-¿Has mirado debajo de la cama?
PRINCESA.-
-¡Ahí­ no hay nada, papá!
REY.-
Entonces tienes que esperarle, ya vendrá.
PRINCESA.-
-¡Pero si ya he esperado mucho! Bueno, espero cinco minutos más y si no aparece me voy a buscarlo.
REY.-
-¡Pero hijita!
PRINCESA.-
Uno, dos, tres, cuatro…-¡y cinco! -¡Me voy a por mi prí­ncipe!
(Sale rapidilla)



REY.-
-¿De dónde sacará tanta energí­a? Bueno, tendré que ayudarla, voy a mirar por este otro lado…
(Mientras dice esto se va levantando y sale lentamente, el trono desaparece hacia abajo).
(Entra en escena un sapo que salta y croa, se para, oí­mos la voz de la princesa).
PRINCESA.-
Seguro que encontraré a mi prí­ncipe, total, sólo quiero que sea alto, guapo, valiente, listo, cariñoso y simpático.
(Entra en escena)
-¡Qué suerte, un sapo!
SAPO.-
-¿Croac?
PRINCESA.-
Seguro que es mi prí­ncipe, lo dice en todos los cuentos. -¡Ven aquí­ que te voy a besar!
(El sapo salta y croa esquivándola, ella, sorprendida, lo persigue hasta que consigue darle un gran besote).
PRINCESA.-
-¡Mua! -¡Te besé!
(El sapo empieza a sacudirse y a hacer ruidos raros hasta que al final se convierte en burro, la princesa se cae del susto)
PRINCESA.-
-¿Pero qué ha pasado?
(Se acerca al burro).
Eres un burro muy guapo, seguro que eres mi prí­ncipe. Te daré otro beso más fuerte.
(El burro rebuzna, le da un beso que casi lo aplasta) (El burro se vuelve a convertir en sapo).
PRINCESA.-
-¡Esto no es serio, los cuentos no son así­!
SAPO.-
Croac, la bruja me ha encantado, croac, requete encantado.
Un conjuro debes decir antes de besarme a mí­, croac.
(Desaparece)
PRINCESA.-
Bruja tramposa, las cosas no se hacen así­. -¿Sapito, dónde has ido?
(Entra la bruja)
BRUJA.-
-¡Ji, ji, ji, ji! -¿Y lo que yo me estoy riendo qué?
PRINCESA.-
-¡Bruja tramposa y apestosa, dime el conjuro para mi prí­ncipe!
BRUJA.-
-¿Será descarada? -¿Y qué me darás a cambio, niña?
PRINCESA.-
Sólo te puedo dar mi coronita, es de oro y diamantes.
BRUJA.-
Estupendo la echaré a mi caldero de pociones mágicas, tendré encantamientos principescos y conjuros dorados. -¡Dámela, dámela!
(La princesa se agacha y la bruja le coge la coronita de la cabeza, de una patada la saca de escena)
BRUJA.-
-¡Al puchero, ji, ji, ji, ji!
PRINCESA.-
Dime ya mi conjuro.
BRUJA.-
-¡Qué impaciente!, atenta: “Te beso en la nariz, y junto a ti viviré feliz”. -¡Ji, ji, ji, ji! Qué graciosa soy.
(Sale de escena riéndose)
PRINCESA.-
Te beso en la nariz y junto a ti viviré feliz. -¡Ya me lo sé!
(Entra el sapo)
SAPO.-
-¡Croac, croac, croac!
PRINCESA.-
-¡Sapito, estás aquí­! -¿Preparado?
SAPO.-
-¡Croac, croac!
PRINCESA.-
-¡Te beso en la nariz y junto a ti viviré feliz! -¡-¡Mmmmmua!!
(Del impulso del beso salen los dos disparados fuera de escena)
PRÍNCIPE.-
(Levantándose)
-¡Qué porrazo, qué porrazo!
PRINCESA.-
-¡Mi prí­ncipe!
PRÍNCIPE.-
-¡Mi princesa!
(Se abrazan)
(Bailan y cantan un soniquete)
AMBOS.-
El prí­ncipe y la princesa
-¿conmigo te quieres casar?
el prí­ncipe y la princesa
no lo sé, primero vamos a jugar
el prí­ncipe y la princesa
-¡mua, mua y requetemuá!
(Salen contentos, de la mano, mientras repiten su canto).
(Entra el rey, avanza lentamente)
REY.-
Debo de estar llegando a alguna parte.
(En el centro aparece el trono)
Ya lo decí­a yo.
(Se sienta en su trono)
Esto de reinar es infinito. Hasta el próximo cuento… Y es que no para en todo el dí­a…
(Se queda dormido. Ronca).
(Rey y trono desaparecen lentamente hacia abajo).

FIN


Otros textos breves y cuentos:


104 Respuestas a “Guiones para tí­teres: El Prí­ncipe Burrisapo”

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Os presentamos el cuento “El Prí­ncipe Burrisapo”, una sencilla historia de prí­ncipes y brujas que nos habla de valores importantes: la valentí­a y la perseverancia, el tesón para conseguir lo que uno desea. Recomendado……