XII Muestra Internacional de Tí­teres de Jerez de la Frontera


El Ayuntamiento de Jerez, a través del Instituto de Cultura, y la compañí­a de tí­teres La Gotera de Lazotea organizan la XII Muestra Internacional de Tí­teres que se desarrollará en los escenarios situados en plena calle en el centro de Jerez de la Frontera.

El Ayuntamiento de Jerez, a través del Instituto de Cultura, y la compañí­a de tí­teres La Gotera de Lazotea organizan la XII Muestra Internacional de Tí­teres que se desarrollará en los escenarios situados en plena calle en el centro de Jerez de la Frontera. Así­, la calle Doña Blanca, La Alameda Vieja, la Plaza de las Angustias, la Plaza Plateros, la Alameda del Banco y la Plaza R. Martí­nez (Teatro Villamarta) serán los escenarios donde actúen: Tanxarina, Albero, Antón Anderle, El Chonchón, Los Claveles, Risorius, Teatro de la Marignana, Los Titiriteros de Binéfar y Txo Tí­teres. Desde el jueves, 29 de septiembre hasta el domingo 2 de octubre estas nueve compañí­as ofrecerán en total de 43 representaciones.

Programa Oficial.

La andaluza compañí­a de tí­teres Albero trae a Jerez la obra de guante “Todo a babor”.

El Capitán Remolacha, se ha comprado un barquito velero, pero no un barquito cualquiera, no, se ha comprado el más caro el mejor el más moderno. El piensa que sólo con un barco podrá hacer realidad sus sueños de libertad y aventuras. Pero todo se va al garete cuando Galeote le hunde el barquito. El Capitán cree que todo ha terminado para él, pero no es verdad. Trinquete, con su imaginación, le hará ver que, con un barquito de papel también podrá navegar por todos los mares y océanos del mundo.

Desde Eslovaquia llega la compañí­a Antón Anderle con “El circo más pequeño del mundo”, una obra de tí­teres de hilo.

En este divertido espectáculo de circo intervienen algunas marionetas de casi un siglo y medio de antigí¼edad que ya fueron utilizadas por titiriteros vagabundos. Los protagonistas son: el payaso y presentador Kuki, Joseph, el hombre serpiente, la china Kung-Lee-Pao con su paraguas, el juglar Juan Sincabeza, la bailarina Stella Zuckerinna, etc.

Desde Argentina y Chile llegan los componentes de El Chonchón, que con sus tí­teres de guante ofrecerán “Juan Romeo y Julieta Marí­a”.

El espectáculo nos muestra como cuatro tí­teres del elenco El Chonchón ponen en escena la clásica tragedia Romeo y Julieta de William Shakespeare. El absurdo y disparate que aflora en el momento menos esperado hace de esta obra clásica una entretenida versión para todo público, cuando “el fantasma del teatro” interviene confundiendo a los actores tí­teres.

“Don Quijote y Sancho Panza” es la obra de tí­teres de guante que trae desde Murcia la compañí­a Los Claveles.
Desde la visión de la sobrina de Don Quijote, una joven que lo quiere, lo admira y se preocupa por él, haremos un recorrido por algunas de las aventuras vividas por nuestros personajes. Desde la aventura de los molinos, hasta la lucha con el ejercito del malvado Alifanfarón y las andanzas del bueno de Sancho con el Caballero de la Triste Figura.

La compañí­a francesa Théí¢tre du Risorius, representa “Volpino”, una obra de tí­teres de mesa.
El argumento nos presenta a una familia de zorros que dejó el campo para probar suerte en la ciudad. El joven zorro Volpino encontrará ahí­ a muchí­simos otros animales, entre los cuales algunos creen en un mundo mejor, y otros sólo están ahí­ por casualidad…
Luego conoce a Mimine, un joven conejo, y las aventuras de los dos compinches no se detendrán en los muros de la ciudad…

Desde Galicia llega Tanxarina con “Titiricircus”, obra que utiliza tí­teres de hilo.
Un recuerdo ensoñador y festivo del gran circo de carpa alta y bicolor; la historia de dos viejos trabajadores que recuerdan ahora con marionetas las glorias de su pasado en la pista. En un permanente juego participativo con el público, van apareciendo los números más importantes de aquel viejo circo ya desaparecido: el hombre más fuerte de la Pení­nsula Ibérica; el malabarista más divertido del mundo…

“Huerfanillo dos. Fiesta de cumpleaños” es la obra de tí­teres de guante que representa en Jerez la compañí­a italiana “Teatrino della Marignana”.

Grandes preparativos en el retablo. Es el cumpleaños de Ginetto, “un tí­tere pequeño pequeño” abandonado cuando todaví­a usaba pañales en el taller del titiritero. Con Colombina, Arlequí­n, Tí­a Osa y el diablo Draghignazzo y el conejo Ginetto, primero pequeño y después grande.

Los actores se funden con marionetas de ejes e hilos en “La fábula de la raposa” de la compañí­a “Los Titiriteros de Binefar”, que llega desde Aragón.

Una reflexión sobre la relación del hombre con la naturaleza. Las conocidas fábulas en las que aparece la astuta raposa como protagonista, nos sirven de excusa para plantear esta metáfora sobre la relación del hombre con la naturaleza. Se nos ha ido tanto la mano buscando la belleza plástica, la fuerza evocadora de las imágenes, y conjugándola después con efectos sonoros y música; que nos hemos quedado sin texto. O dicho de otra manera: lo que habla son la música y las imágenes.

“Alé, Hop, Caperucita-… -¿y el lobo?”, es la obra de tí­teres de mesa y de guante que trae desde Cataluña la compañí­a TXO Titelles.

Alé, viejo titiritero, y Hop, su perro, llegan a la plaza de un pueblo. Llevan un carro cargado de trastos y cachivaches. Hoy, como siempre, harán su espectáculo de tí­teres. Pero antes descansan un rato y entre los dos deciden qué cuento representarán. Hop está enamorado de Caperucita y convence a Alé para hacerlo. El carro se transforma en teatrillo, los dos preparan el material y cuando todo está listo, empieza el espectáculo.

Actividades Paralelas.

Acompañando el programa oficial de la XII Muestra Internacional de Tí­teres de Jerez de la Frontera, en Cádiz, la compañí­a Guixot de 8 sorprenderá a propios y extraños proponiendo jugar a pequeños y mayores con una serie de juguetes de fabricación propia que desde el martes 27 de septiembre estarán en la Alameda Vieja para que todo el que quiera pase un rato entre juegos sorprendentes. Para ello, más de una treintena de entretenimientos estarán instalados frente al Conjunto Monumental del Alcázar.

Las claves las encontramos en su página web, www.guixotde8.com, donde se nos define qué hacen y cómo lo hacen:

Ahora, que nos han restringido la imaginación haciendo que cada muñeca sirva tan solo para una cosa y que cada mando de tan solo una orden, es necesario que una espumadera se convierta en un baloncesto pequeño y que de una cama vieja nazca un deporte nuevo, que una bicicleta vieja se convierta en un pájaro. Esto es Gargot de Joc (Garabato de Juego).

Tanto las ideas como la construcción de los juegos son culpa de Guixot de 8, una compañí­a catalana que corre por el mundo con una furgoneta cargada de cacharros que se convierten en juegos como por arte de magia. Los hierros han sido seleccionados, troceados y ensamblados de nuevo por Joan Rovira, un hombre que de pequeño no era un manitas y que antes de dedicarse a inventar juegos ataba salchichas con una maquina en una fábrica de embutidos.

Los juegos pueden tener dos inicios diferentes: a partir del material o de una idea. En ambos casos las herramientas básicas que utiliza Guixot de 8 son la curiosidad, la observación y la imaginación.

El taller, laboratorio y observatorio del grupo catalán se hallan en Tona (Barcelona) donde sus componentes realizaron el aprendizaje en la construcción de juegos colaborando con la Fira de la Peseta, una feria de juegos alternativos donde hay que pagar una peseta para jugar.
Estos juegos son posibles primero porque en Guixot de 8 están convencidos que en los estantes de las tiendas no hay todos los juegos. Después porqué creen que no todo esta inventado y menos en el mundo de los juegos. También, porqué están seguros que los materiales tienen una vida mas larga que para aquello que fueron concebidos. Y también un poco porque les gusta recuperar el papel del juego como pasatiempo.

Por otro lado, la Compañí­a Chonchón trae también una obra de tí­teres para adultos titulada “Tresespinas”. Los presentadores del Chonchón, El Abuelo y Arraskaeta, se enfrentan a un desafí­o teatral, una versión de la “República del Caballo Muerto”, del chamán y dramaturgo Roberto Espina. Estos dos tí­teres encarnan a todos los personajes del espectáculo. En esta representación la incertidumbre conduce a siniestros agentes, vecinas, payasos, hip, tangueros y religiosos en un viaje al imaginario absurdo menos conocido de los tí­teres de guante. Esta obra se representará en el Café Teatro La Guarida del Ángel el viernes, 30 de septiembre alas 24.00 horas.