Los títeres además de entretener, son un elemento pedagógico. Con ellos, podemos ayudar a los niños a aprender determinadas materias de forma lúdica.

En casa también pueden ser muy útiles; pongamos que nuestro niñ@ no quiere tomarse la papilla o le tiene miedo al perro o al gato; a través de estos tiernos personajes, podemos hacerle comprender que la papilla es algo muy rico o que nuestro perro puede ser un compañero de juegos tierno y cariñoso.

- Materiales:

* Fieltro (dos colores).

* Lana.

* Unas tijeras.

* Alfileres.

* Hilo y aguja.

* Un lápiz.

* Folios en blanco.

* Cola de contacto.

* Ojos móviles (se pueden conseguir en mercerías, tiendas de manualidades o para muñecos de peluche).

* Máquina de coser (optativa).

- La manopla.

1) Dibujamos en el papel el patrón del títere y lo recortamos.

2) Marcamos el patrón en el fieltro, (2 piezas).

3) Recortamos las dos piezas de fieltro, dejando 1 cm por fuera de la marca para la costura.

4) Unimos las dos piezas de fieltro y sujetamos con alfileres.

5) Cosemos por las marcas.

6) Retiramos los alfileres y antes de darle la vuelta a la manopla, hacemos un pequeño corte entre los brazos y la cabeza, para facilitar el movimiento.

7) Damos la vuelta a la manopla.

- Personificando al títere.

1) Colocamos en la posición que deseemos los ojos y marcamos con un lápiz.

2) Pegamos los ojos con la cola de contacto.

3) Dibujamos la boca en el fieltro rojo, la recortamos y la pegamos a la manopla.

- La nariz.

Hacemos la nariz con un pompón pequeño de lana.

1) Cortamos pequeños trozos de lana.

2) Cortamos un trozo de hilo.

3) Atamos con el hilo los trozos de lana, por el centro.

4) Le damos un poco de forma y recortamos hasta tener la medida que buscamos para la nariz.

5) Lo cosemos a la manopla.

Con estos sencillos pasos a seguir, hemos confeccionado un títere-manopla. Pero si les parece demasiado sencillo o simplemente, tienen ganas de darle su toque personal, pueden: ponerle pelo con lana o marabú, hacerle cejas con un trozo de fieltro negro o marrón, una corbata, etc. También, jugando a cambiarle los ojos de sitio se obtienen diferentes y divertidas expresiones.


Elisa García es miembro de Cuentos con Encanto y Patrocinadora del proyecto Titerenet.

También es la constructora y diseñadora de la Tienda de títeres Cuentos con Encanto.


No te pierdas otras propuestas para fabricar títeres y marionetas, desde los más sencillos a otros más complicados, en nuestra sección: Taller de Marionetas.



Publicado el Miércoles 20 de junio de 2012

Etiquetas: , , , ,